5 Barreras para la internacionalización empresarial y cómo superarlas

Share on linkedin
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Comparte

La globalización provoca que la internacionalización empresarial sea un asunto que está a la orden del día. 

 

Cada vez más empresas se animan a dar el gran paso porque saben que las ventajas son muchas y muy rentables.

 

Sin embargo, también hay que tener en cuenta  la otra cara de la moneda, y es que muchas empresarios sienten miedos e inseguridades a la hora de internacionalizar una empresa.

 

En este artículo vamos a contarte 5 barreras que existen para la internacionalización empresarial y te daremos algunas posibles soluciones para superarlas: 

Al igual que no es seguro andar sobre arenas movedizas, no es seguro comenzar un plan de marketing internacional sin conocer el país al que vender tus  productos o servicios.

 

La única manera de paliar este desconocimiento es estudiando las características que componen al país que quieres vender. Esto te permitirá entender la nueva realidad a la que te vas a enfrentar en tu internacionalización empresarial.

 

Algunas componentes que tienes que tener en cuenta son:

  • Política: el modelo político del país es indispensable para conocer cómo funcionan las instituciones, procesos legales, temas burocráticos, etc. Además es clave analizar la situación política para determinar los riesgos de hacer negocios con ese país.

  • Economía: aquí entran en juego muchos factores, desde la estabilidad financiera del país, así cómo la estructura económica del propio país (lo cual te afecta directamente si eres un negocio B2B).

  • Sociedad: conocer la situación social actual te permitirá estar al tanto de lo que sucede en el país y cómo puede afectar esto a tu marca.

  • Lengua: incluso si se habla el mismo idioma, necesitarás tener en cuenta las particularidades lingüísticas de esa zona.

  • Cultura: este es un punto importante debido a que te ayudará a conocer los hábitos de tus futuros clientes.

  • Geografía: es importante prestar atención a este detalle también si eres un negocio B2B ya que el tipo de empresa o su sector puede influir mucho en su localización.

 

Es probable que, al acabar de leer esta enumeración, te hayas sentido un poco agobiado debido a que no te esperabas que fuese necesario saber sobre tantas cosas.

Pero, “por desgracia”, sí lo es. De todas formas, mira la parte positiva, y es que, actualmente, gracias a internet, tienes acceso de manera fácil y rápida a toda la  información que desees: artículos, documentales, noticias, etc.

 

Una práctica habitual en la internacionalización empresarial (y que te podría facilitar enormemente este proceso) es buscar un socio o trabajador nativo del país destino. Esta persona te ayudaría a superar tu desconocimiento hacia el país, además de guiarte con el idioma, factor que será imprescindible para traducir tu página web, comunicarte con tus futuros clientes, etc.

 

En cualquier caso, es imprescindible contar con una buena investigación de mercado dentro de tu plan de marketing internacional para ayudarte con tus lagunas sobre los mercados objetivo.

¿Estás pensando en vender B2B en otros países?

Descarga la guía: «¿Cómo escalar las ventas B2B en otros países?»

ventas b2b

2. Barreras comerciales a la internacionalización empresarial

Los aranceles son un obstáculo a la hora de exportar y más aún cuando la tasa supera el 10%. Por ejemplo, el país con el impuesto aduanero más alto del mundo es Bahamas con un arancel promedio de 18, 6%. 

 

También existen países que establecen límites en el número o tipo  de productos a importar. A esto hay que sumar los documentos que hay que presentar a la hora de la importación: facturas comerciales, packing list, certificado de origen, etc.

 

Realmente, para esta barrera no existe ningún tipo de solución debido a que es un factor externo. Aunque siempre es clave contar con asesoramiento profesional para no caer en problemas adicionales.

 

Sin embargo, si tu empresa comercializa servicios o productos digitales como el software, no tendrás que preocuparte por las gestiones que implican el paso de mercancias por la aduana.

 

Por lo tanto, lo único que puedes hacer es tenerlo en cuenta para así saber a lo que te enfrentas. Esto te permitirá planificarte y que no existan problemas que te pillen de sorpresa.

3. Logística

Este punto puede ser un freno si no lo conoces en caso de que vendas productos físicos. Sin embargo, contar con un buen partner logístico te permitirá establecer rutas de exportación más cortas o un punto de distribución en otro país diferente para así acceder más fácilmente al mercado que te interesa e impulsar tu internacionalizaicón empresarial.

 

Para el transporte y logística de mercancias, es clave tener un buen asesoramiento sobre los Incoterms o términos de comercio exterior. Estos términos se negocian y determinan de quién es la responsabilidad en caso de que la mercancía se pierda o se dañe dependiendo del punto del trayecto en el que se encuentre. Los Incoterms también se aplican en situaciones como las del bloqueo del Canal de Suez ¿quién se hace cargo de los gastos adicionales que conlleva un bloqueo marítimo?

4. Factores financieros en la internacionalización empresarial

Posiblemente, una de las barreras principales para la internacionalización de tu empresa

 

Es imprescindible contar con suficiente caja para crear y ejecutar un buen plan de marketing internacional y que este funcione. De forma adicional, hay que tener en cuenta que los pagos en otros países pueden ser menos ágiles que los nacionales.

  

Debido a esto, es clave que tengas un buen control de tu tesorería para determinar cómo estos factores van a afectar a las finanzas de tu empresa y qué musculo financiero cuentas para abordar tu proyecto de internacionalización empresarial.

 

Algunas pymes abordan la internacionalización como una salida a una crisis de clientes que tienen en su propio país (lo que se conoce como una huida hacía delante). Sin embargo, es clave que seas consciente que competir a nivel internacional no es más fácil que competir en tu propio país.

 

También, puedes interesarte sobre las ayudas de financiación para tu internacionalización empresarial (en el caso de España, te recomiendo visitar las páginas web de Fandit, ICEX, Cámaras de Comercio y Enisa).

5. Recursos humanos e internacionalización empresarial

Para que puedas internacionalizar tu empresa vas a necesitar ayuda y lo mejor será que esta sea de calidad. 

 

En este sentido, te toca analizar a tu equipo ¿cuentan con experiencia internacional? ¿qué idiomas dominan?

 

Es posible que al principio tu mejor opción sea externacionalizar diferentes servicios para reducir tus riesgos. A veces la mejor forma de acceder a perfiles y consultores más senior a un menor coste es contratando sus servicios como proveedores, en vez de tensionar al máximo tus finanzas con los costes fijos asociados a las contrataciones laborales.

¿Necesitas ayuda para diseñar e implementar una estrategia de marketing internacional en otro país? En Miqo ayudamos a negocios B2B a escalar sus ventas internacionales.

Reserva una llamada con un consultor en este enlace.


Comparte